21 de abril de 2009

Disimilitudes Galeanas, Edurne Uriarte y Rosa Regás

Ayer, tras el post de acerca del regalo-libro de Chávez a Obama, me refiero a las venas abiertas de América Latina, anduve por las ascuas de algunos medios de comunicación digitales. Quería saber el impacto que tuvo la noticia de regalo de libro de Galeano. Intuía que, como ocurre con todo, existen diferentes sensibilidades y maldades con respecto a este libro que de alguna forma fue y sigue siéndo un pequeño diablillo para algunos, o un "acicate del guevarismo", ¡qué cosas!. Me topé con un artículo de Edurne Uriarte, en el periódico ABC. No había nada más que el insulto hacia ese libro y hacia el autor allí. Hablaba de las venas abiertas como de la "Biblia del idiota latinoamericano", definición que recoge, qué capacidad investigadora la de esta mujer, del libro Manual del idiota latinoamericano, del hijo de Vargas Llosa. Señora Edurne, tiene usted toda la razón, además me gusta que haya gente que diga quienes son los idiotas y quienes no, "los columnistas de púlpito", esos sí que son Gúenos. Yo soy un idiota español, o un idiota vasco, como tu quieras, un idiotilla lector. El insulto para algunos es una neurona muy activa. La neurona del que no lee. Hoy, Rosa Regás, en Público, habla del libro de Galeano como el libro que nos abrió las venas a todos en los años setenta. Diferentes opiniones. Creo que la primera, Edurne, no lo leyó nunca, y Rosa Regás lo leyó hace mucho tiempo. Este libro hay que leerlo ahora de nuevo porque mantiene su vigor y su fuerza. Y leerlo sin premisas ideológicas de fondo.

No hay comentarios: